Últimas Noticias

CURP incluiría huellas digitales, rostro e iris de cada mexicano.

Con el objetivo de que los mexicanos no sean víctimas de robo de identidad, el gobierno federal analiza contar con la información biométrica –huellas digitales, rostro e iris- de los ciudadanos y vincularlos con la Clave Única de Registro de Población (CURP).

De acuerdo con el gobierno, esto deriva del alto índice de robo de identidad que se realiza para conformar padrones falsos de programas sociales. México ocupa el octavo lugar en la incidencia de dicho delito.

Con estos datos se conformaría la base del Registro Nacional de Población (RENAPO). Al menos 117 millones de ciudadanos están en riesgo de ser víctimas de robo de identidad, la inversión para implementar esta estrategia de seguridad sería de 600 millones de pesos, para adquirir el software de almacenamiento.

Esta información también ayudaría a realizar operaciones como abrir cuentas bancarias, inscripciones y compras.

La idea de que el Gobierno de México quiera obtener los datos biométricos de millones de ciudadanos no es nueva, se mencionó desde agosto de 2019, con la posibilidad de compartir esa base de datos con los bancos. Ahora El Universal señala tener un informe clasificado con información que se debería hacer pública hasta 2024.

La Secretaría de Gobernación (Segob) se encontraría analizando la posibilidad de adquirir las licencias de un software especializado y el equipo necesario para obtener la información biométrica de huellas digitales, rostro e iris de todos los mexicanos. Se estima que el costo de los equipos y las licencias superen los 600.7 millones de pesos.

Reconocen que actualmente existen muchas debilidades del sistema que acrediten fehacientemente la identidad de las personas, como puede ser una “calidad deficiente” por fallas en la captura, desactualización de la base de datos o la multiplicidad de errores en registros.

El objetivo es que el primer año del programa se puedan obtener las identidades biométricas de 50 millones de mexicanos, para el segundo la cifra disminuye a 30 millones, el tercero será de 20 millones y el cuarto también se mantendrá en 20 millones por lo menos.

En el caso que el programa funcione de la manera deseada, a partir del segundo año de operación del servicio nacional de identificación personal, estaría habilitando tres servicios: registro de identidad, verificación de identidad e identificación de identidad. Esperan que para 2023, se puedan tener la identificación biométrica de 120 millones de mexicanos.

El documento aclara que una de los riesgos que enfrenta el proyecto son las decisiones políticas que no permitan realizar la inversión o concretar el plan, también de no contar con servicios de cómputo, ni el almacenamiento necesario para recibir toda la información, además de no contar con el personal suficiente.

Para finalizar, la Segob añadió que actualmente ya se cuenta con la información de fotografía, iris y huellas dactilares de 10,100,578 personas (niños y adultos) que tienen vinculado esos datos con su CURP. Esa información fue entregada por dependencias como IMSS, ISSSTE y el Seguro Popular.

Mostrar más

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mira también
Cerrar
Botón volver arriba
Redimensionar imagen
Contraste
Cerrar
Cerrar